miércoles, 30 de septiembre de 2009

Smoking like a lady

Image Hosted by ImageShack.us
Ya sabeis que soy fumadora y que para mí el nocivo vicio del tabaco
(lo reconozco, no voy a decir ahora que es bueno) es un pequeño placer
Hoy en día decir esto es ser muuuy políticamente incorrecta y
arriesgarse a la lapidación pública, pero a mí me da igual

Quiero decir, yo no pretendo hacer apología del tabaquismo ni decir que
sea algo bueno porque no lo es, pero sólo quiero que, igual que yo respeto
a quienes les molesta el humo y no fumo en su presencia, se respete mi
derecho a joderme los pulmones si me da la gana, ¡he dicho!

Además, todos sabemos que si un fumador no quiere es imposible que pueda
dejar el tabaco, y yo al menos de momento no tengo pensado dejar mi único vicio,
aparte de la ropa y los cafés con leche jaja. Así que podeis ahorraros los
comentarios de "deja de fumar que es malo (y esto lo digo con toda la buena
intención eh, no quiero sonar borde!), porque yo pretendo seguir disfrutando
de mis pitillitos de "antes, durante y después de" xDD

Image Hosted by ImageShack.us


Además, ahora que he recuperado mi boquilla (que le robé a mi ex hace años jeje),
ya puedo fumar como una dama y no como un carretero, o al menos quiero pensar que
con ella puedo acercarme un poco más a las elegantes mujeres de hace décadas

Image Hosted by ImageShack.us

Y con esto no quiero decir que las mujeres de esa época fueran más elegantes
por tener un cigarrillo en los labios (parece que tengo que justificarme a
cada momento, pero es que ya sé los comentarios que vienen después),
ellas desprendían clase aún haciendo pompas de jabón

Image Hosted by ImageShack.us

Si es que la que tiene estilo, lo tiene se ponga lo que se ponga
y lo demostrará en todo lo que haga

Pero, volviendo al polémico tema del tabaco... no me negareis que, ya puestos
a tener este mal vicio, no queda mucho más estiloso fumar con una de estas
largas boquillas que darle caladas sin más al pitillo en plan John Wayne xDD

Image Hosted by ImageShack.us


Las mujeres de estas imágenes desprendían sensualidad y sobre todo misterio
por cada uno de sus poros... aunque obviamente también ayudaban mucho esos
vestidos de encaje o raso que llevaban perfectamente combinados con el
sofisticado maquillaje y el cabello peinado con suaves ondas

Image Hosted by ImageShack.us

Estas mujeres eran todo estilo... ¡incluso fumando! A ellas seguro que nadie les decía
que fumaban como camioneros, ni aunque aspirasen el humo de 40 cigarrillos al día


Image Hosted by ImageShack.us


Claro que este misterio y elegancia tenía en el fondo mucho de márketing,
ya que entonces las empresas tabaqueras vendían su producto utilizando el
glamour como reclamo publicitario, prometiéndonos una vida llena de éxito
si acercábamos un cigarrillo a nuestros labios

Un triunfo que nos vendían las fumadoras estrellas de cine de la época,
y también las bellas maniquíes que soltaban bocanadas de humo en las revistas

Image Hosted by ImageShack.us

La fotografía de moda de los años 50 explotó esta imagen de la femme fatale, y revistas
de prestigio como Vogue no tuvieron reparos en vender este vicio y llenaron de humo sus páginas

Image Hosted by ImageShack.us
El humo salía de la boca de damas elegantes y misteriosas,
mujeres fatales que devoraban hombres tan rápido como consumían sus cigarros

Image Hosted by ImageShack.us

Misteriosas, sofisticadas, pícaras, frías, sensuales...
Femme fatale o altiva dama, las fumadoras "de moda" de la época tenían muchas caras,
pero casi todas compartían el mismo gusto a la hora de escoger su vestimenta

Image Hosted by ImageShack.us

El blanco y negro era la combinación ganadora y la más elegante a la hora
de echarse un pitillo, o al menos es lo que nos hacían ver estas mujeres,
que se decantaban por el clásico binomio ya fuese en complementos como sombreros...


Image Hosted by ImageShack.us



... en extravagantes abrigos...


Image Hosted by ImageShack.us



...o en sus elegantes looks de noche

Image Hosted by ImageShack.us

El bricromatismo fue la apuesta preferida de las damas fumadoras, aunque en ocasiones
algunas se rebelaban contra lo establecido y escogían sólo uno de los colores

Image Hosted by ImageShack.us

El blanco nuclear, con boquilla a tono incluída, era una opción algo
arriesgada, aunque esta mujer consiguió salir victoriosa

Pero el negro siempre ha sido mucho más socorrido

Image Hosted by ImageShack.us
Sobre todo si el diseño en cuestión lo firmaba Dior... ¿para qué añadir más colores?

Sin embargo, algunas fumadoras no eran tan discretas,
y preferían animar un poco sus momentos de vicio

Image Hosted by ImageShack.us

El traje de tigresa resultaba de lo más apropiado para las lobas que
no estaban dispuestas a camuflar sus vicios con pieles de cordero


Aunque, para pieles agresivas, estas otras

Image Hosted by ImageShack.us

¡Y eso que estaban hechas del mejor amigo del hombre!


Cruella Devil sí que no escondía su naturaleza viciosa, y fumar era lo menos
malo que hacía, ¡comparado con el resto de sus hábitos hasta era una virtud y todo!

Una malhechora en toda regla, que podría combatir perfectamente otra
fumadora si estuviera vestida para la ocasión... ¿qué tal con este traje?

Image Hosted by ImageShack.us

Un disfraz de superheroína para mujeres dispuestas a combatirlo todo,
excepto su adicción al tabaco, claro xDD

Aunque las mallas fosforitas ya no resultan tan elegantes ni creo que éste
sea un traje muy adecuado para disfrutar de un pitillo en la intimidad del hogar...
Mucho mejor esta confortable bata de seda

Image Hosted by ImageShack.us

Y más si es de lunares, que ya sabeis que me vuelven loca

Pero los lunares no sólo sirven para andar por casa, como decía en el post dedicado a las
housewives de los 50, sino que también pueden ser muy glamourosos y elegantes,
¡y si no que se lo digan a Lauren Bacall!

Image Hosted by ImageShack.us

Nadie fumó como Lauren Bacall, y nadie llevó los lunares como esta gran actriz,
femme fatale de las de verdad, que con su mirada llena de misterio no sólo
conquistó a Bogart, sino a millones de hombres y mujeres en todo el mundo


Fueron muchas las que quisieron emular su glamour, aspirando el
humo de un cigarro con sus cuerpos envueltos en grandes círculos...

Image Hosted by ImageShack.us


Más de medio siglo después, el espíritu de las elegantes fumadoras de antaño sigue
siendo recordado, y todavía somos muchos los que las llevamos en nuestra memoria,
y de vez en cuando jugamos a recrear esa época de glamour y elegancia, aunque
muchas veces fuese sólo una apariencia, una gran cortina de humo para ocultar
la verdadera realidad: que no eran diosas, sino personas como tú y como yo

Image Hosted by ImageShack.us

Simples mujeres con sus días buenos y sus días malos, con sus momentos de
seducción felina y otros en los que simplemente querían un abrazo, vestidas
para matar pero que lo único que acababan destrozando eran sus pies por culpa
de los tacones, y sus pulmones por fumarse un cigarrillo tras otro

Ya sé que el tabaco no es bueno, y sé que la elegancia de esas mujeres
no se consigue echando humo... pero dejadme que me recree en mis pitillos,
y dejadme que sueñe con los tiempos pasados, porque a veces el presente no
es tan glamouroso como quisiéramos, y una necesita "disfrazarse" con esas
máscaras de frivolidad que usaban las elegantes de antaño

Image Hosted by ImageShack.us

Claro que probablemente me parezco más a una chimenea echando humo que a Lauren Bacall
en sus mejores y ahumados momentos xDD pero yo sentí que volvía por un momento a
los años 40 y 50, con mi vestido de lunares, mi pamela blanca con lazo volando
al viento, y el humo envolviéndome como en una vieja fotografía en blanco y negro

Image Hosted by ImageShack.us


Blanco y negro como el estilismo que escogí hace unas semanas (cuando mi
queridísimo fotógrafo y amigo Roberto me sacó estas fotografías), un look que antes
que yo vistieron muchas otras mujeres, aunque no llevasen un cigarrillo en la mano


Image Hosted by ImageShack.us


Y yo también puedo lucirlo bien sin estar fumando, porque para emular a
esas damas no es necesario el tabaco...
Tan sólo hay que viajar en el tiempo y recrearse un poco con esas imágenes,
e inspirarnos en sus vestidos, su peinado y sus sombreros, su forma de andar...

Image Hosted by ImageShack.us

Si tengo que escoger, no me quedo con su forma de fumar, sino con esa elegancia con la que
llevaban esos magníficos vestidos, ya fuesen de raso, de encaje o de lunares como el mío


Un vestido en perfecto estado que compré en el mercadillo por sólo ¡2 euros! y, aunque
no es original de los años 50, me sirve para rendir mi homenaje a las divas clásicas

Image Hosted by ImageShack.us

Y clásicos eran también los complementos que escogí: los zapatos bicolor en blanco
y negro, como los que creó la gran Coco Chanel el siglo pasado, y un bolso inspirado
también en la obra maestra de la Gran Dama, y que aunque tenga el símbolo igual
que el de Chanel, no es auténtico ni tan siquiera una imitación pura, porque no
pone el nombre Chanel en ninguna parte (pero copiaron el símbolo jajaja)


Gabrielle Chanel fue la otra dama de las camelias... una flor clásica que
yo también incluí en mi elegante (o eso quiero pensar xDD) estilismo

Image Hosted by ImageShack.us

Una flor blanca para poner el broche perfecto a un look inspirado en la elegancia
de las mujeres de hace 60 años... de todas las grandes damas de entonces, ya fuesen
fumadoras o no... porque el tabaco no da la elegancia, sólo es un mal vicio que
muchas no podemos (ni queremos) evitar, al menos de momento... c'est la vie!

Image Hosted by ImageShack.us


Llevaba:

Rebeca: 2ª mano
Vestido: 2ª mano (mercadillo)
Zapatos: 2ª mano
Bolso: vintage (ebay)
Sombrero: de los chinos xDD
Broche: Primark



P.D. Éste es el macropost con el look con vestido de lunares que en principio iba
a unir con el otro post de topos, pero al final empecé a recopilar imágenes y vi
que me iba a quedar muy extenso y preferí hacer un post aparte, además así le di
otro enfoque distinto, aunque no sé si a muchos os gustará por el tema del tabaco
jaja Pero bueno, repito que no quiero hacer apología del tabaquismo, me limito
a contar unos hechos que sucedieron y a mostraros una pequeña selección de
imágenes de moda y costumbres de antes, cada cuál que opine lo que quiera
Y bueno, este post lo acabé el fin de semana, aunque preferí reservarlo para
ahora porque ya me temía que esta semana no iba a poder dedicarle mucho tiempo
al blog por el tema de las prácticas
Y así está siendo... la verdad es que estos días no tengo casi tiempo para
internet, porque al salir de trabajar estoy saliendo un ratillo para despejarme
y desconectar, y cuando llego a casa ya es de noche y ceno, veo algún capítulo
de una serie, ando un rato en bici y ala, a la cama! No tengo ni tiempo ni ganas
de andar preparando macropost pero bueno, a ver si puedo preparar uno cortito
para el viernes y así os hago el balance de mi primera semana de prácticas
Aunque básicamente se resume en estar ocho horas seguidas (con media hora
de descanso para comer), la mayoría de ellas de pie, con unas tijeras en la
mano cortando tela... voy a acabar con unas yagas en los dedos tremendas jajaja
En fin, al menos estoy ocupada xDD
Ya os contaré más cuando tenga algo de tiempo... y muchas gracias a todos por los comentarios,
los últimos no he tenido tiempo a responderlos, a ver si luego me pongo al día

lunes, 28 de septiembre de 2009

Cambios

Image Hosted by ImageShack.us

El tiempo... pasa tan rápido que muchas veces no somos conscientes del débil
tic-tac de las manecillas del reloj de nuestra vida, y nos vemos sorprendidos
por los cambios que traen consigo. El tiempo se mueve despacio, pero es un
corredor de larga distancia que nunca se toma un respiro, y de repente un día
abres los ojos y ya nada es lo mismo, el tiempo lo ha cambiado todo

Image Hosted by ImageShack.us

"El tiempo puede cambiarme, pero yo no puedo seguir su rastro"
(Time may change me, but I can't trace time, en la letra original),
cantaba Bowie en su canción acerca de los cambios del disco Hunky Dory

Unas mutaciones propias del paso del tiempo que él también
ha experimentado a lo largo de su vida

Image Hosted by ImageShack.us


De joven mod con pelo lacio y maneras de dandy en los años 60...


Image Hosted by ImageShack.us


... a estrella del cosmos Glam en la década de los 70...

Image Hosted by ImageShack.us


... superhéroe andrógino armado con lápiz de ojos y barras de labios...

Image Hosted by ImageShack.us


... o Rey de laberintos en mundos de fantasía en los que, una década después de triunfar
como Ziggy Stardust, pudo recuperar sus trajes con purpurina y el pelo cardado

Image Hosted by ImageShack.us


Bowie es el señor de los mil rostros, y sabe más que nadie acerca de los cambios,
al menos de los que afectan a nuestro aspecto externo

Image Hosted by ImageShack.us


Su piel de camaleón ha mutado innumerables veces a lo largo de su
dilatada carrera musical, hasta llegar a su aspecto actual, que
muestra los inevitables efectos del paso del tiempo en su ya maduro rostro

Image Hosted by ImageShack.us

Los años pasan para todos, y el tiempo es un implacable juez que no entiende
de famas ni de triunfos, ni pone condiciones para escoger a sus "víctimas"
Nadie puede escapar de sus garras, ¡es inútil resistirse!

Atrás quedan los años de inocencia infantil, cuando lo único que importaba eran los juegos
y las risas, y esas tardes en familia que quedaban inmortalizadas en papel fotográfico
y que dos décadas después son ya sólo un recuerdo del paso del tiempo

Image Hosted by ImageShack.us

Ya no soy esa niña que jugaba con sus hermanos, ni la que corría a abrazar a su mami

Image Hosted by ImageShack.us


Pero sigo siendo la niña de mi madre, y sigo conservando estas imágenes que el
tiempo no pudo borrar, aunque el muy "cabrito" consiguiera robarme los recuerdos

Image Hosted by ImageShack.us

Pues sí, desgraciadamente no tengo casi recuerdos de infancia, y no hablo de
cuando tenía 3 años, sino que no recuerdo casi nada de los 10 años para atrás,
es como si la mayoría de mis recuerdos empezaran a partir de los 10 años
(o incluso de los 11 o 12) y el resto se hubieran ido también con el tiempo

Recuerdo alguna anécdota muy vaga (aunque muchas de ellas seguro que porque
me las contaron después) pero muy poca cosa y de una forma muy difusa
Algún cumpleaños en casa, alguna "pelea" con mis hermanos (como cuando
me pegaron con un martillo de madera en la cabeza xDD), y algunos
de los momentos que pasé en el colegio, en clase y con los amigos

Image Hosted by ImageShack.us

Por desgracia sí que recuerdo llevar este horrible uniforme, porque entonces
ya tenía 11 años. Sólo tuve que llevarlo dos cursos (con 11 y 12 años), pero
fue más que suficiente, y si a eso le añadimos las gafotas que usaba (y que
hoy serían cool, manda narices jaja) ¡pues tenemos este adefesio! xDD

Cambios... todos estamos expuestos a ellos, y al paso del tiempo,
es ley de vida y es inevitable querer que sea de otra forma
A lo largo de los años cambiamos nuestra forma de pensar, de comportarnos,
nuestros gustos y aficciones...
Y por supuesto cambia nuestro aspecto y nuestra forma de vestir

Image Hosted by ImageShack.us

Tras superar el trauma de mi horrible uniforme, con 13 años desarrollé mis
propios gustos estilísticos en plena época grunge, así que los vaqueros rotos,
las botas de cordones y las faldas de cuadros con chalecos que vuelven a
estar de moda no son nada nuevo para mí

Tampoco es nuevo mi gusto por el vintage, que ya adoraba
cuando tan sólo era una "tierna" quinceañera

Image Hosted by ImageShack.us

Ya desde pequeña, me gustaba "disfrazarme" con las prendas que mi madre o mis
tías habían lucido décadas atrás, pero que no murieron con el paso del tiempo
y me permitieron soñar con esas épocas doradas que no pude vivir, o jugar a
ser hippy por un día en los carnavales de hace 13 años

Después llegarían los años oscuros de rebeldía adolescente, en mi última época en el instituto
y los primeros años de universidad: entonces era una "radical" que se excluía a sí misma
del resto del mundo y acentuaba aún más mis rarezas con mucho negro y pinchos

Por suerte fueron borrados también por el tiempo, y con 22 años ya sólo
quedaban ligeros vestigios de esa etapa tan negra

Image Hosted by ImageShack.us

Mis 22 años trajeron consigo muchos cambios: dejar la universidad, empezar una
larga relación que se prolongaría tres años y medio... pero sobre todo, esa época
significó el inicio de un idilio que todavía hoy sigue vivo, y que el reloj de
arena no ha conseguido arrebatarme: mi amor por la costura

Image Hosted by ImageShack.us

Seis años después de iniciar mis estudios de patronaje, diseño y confección, y tras un largo
período de inactividad, mi creatividad todavía sigue aflorando en forma de diseños que
llevo a cabo en mi pequeño taller, donde también realizo arreglos como el de esta falda

Image Hosted by ImageShack.us

Esta falda de tela bordada en color blanco, del estilo de las que llevábamos
de pequeñas, era originariamente un vestido de tirantes de Blanco, que compré
en el rastro por cuatro duros (y aún encima prácticamente nuevo!) y decidí
transformar en falda. Es que el vestido era de corte por la cadera y largo
por la rodilla, que no me favorece nada (ninguna de las dos cosas), así que lo
convertí en la falda de niña buena que siempre quise...

... un cambio con el que he quedado encantada, y que lucí orgullosa hace un par de semanas

Image Hosted by ImageShack.us

Y, como la cosa iba de cambios, llevé mi vestido-convertido-en-falda con la
camiseta del rey de los Changes, ese camaleón llamado David Bowie que sabía muy
bien que el paso del tiempo es inevitable, y que no se puede hacer nada por evitarlo

Image Hosted by ImageShack.us

Yo también he cambiado mucho con los años, pero sigo adorando la moda de antes y el vintage,
ya sea en forma de pantalones de campana de los 70 o de gafas de sol ochenteras como éstas

Image Hosted by ImageShack.us

Estas maravillosas gafas las compré también en el rastro de 2ª mano por sólo
¡1 euros! y aunque no suelo llevar gafas tan grandes, porque me las veo enormes al
tener la cara pequeñita, con éstas increíblemente me veo bien, así que me las llevé
puestas ese día aunque están sin graduar (pero tampoco tengo tantas dioptrias,
y con los cristales oscuros se mitiga el efecto topo de ir sin gafas jajaja)

No sólo sigo amando el vintage... el paso del tiempo no ha cambiado
mis gustos por el rock, ni tampoco por los pinchos y tachuelas


Image Hosted by ImageShack.us

Aunque debo confesar que estoy bastante harta de esta tendencia
rockera-ochentera-balmaniana que nos invade desde todas las tiendas, y aunque
a mí siempre me gustaran los pinchos (estén o no de moda, cuando los llevaba
yo se reían de mí, y mirad ahora!), últimamente estoy un poco saturada, sobre
todo porque son los mismos diseños y las mismas combinaciones en todas partes!

Quizás por eso yo me rebelé y me puse mis sandalias de pinchos clon de Balmain con mi faldita
de niña buena y mi camiseta rockera de Bowie... y por supuesto, con mi chupa de cuero

Image Hosted by ImageShack.us

Otro gusto que no me ha cambiado el tiempo, aunque ahora sea mucho
más fashion que hace años y haya encontrado por fin mi estilo propio,
aunque a veces se base en mezclas un poco imposibles jaja

Image Hosted by ImageShack.us

Pero así soy yo... el tiempo no acabará conmigo, porque a pesar de todo lo dicho, no volvería
atrás ni por un instante, tan sólo para ver por todo lo que he pasado y descubrir
que estoy mejor que nunca, ¡y que probablemente lo mejor está aún por llegar!

No quiero volver a los 15 años, ni siquiera a los 20... me quedo con mis 28 años,
y con ganas de seguir avanzando y cambiando, aunque a veces tenga miedo de esos
giros que da la vida, y que pueden poner nuestro mundo un poco patas arriba


Cambios... mi vida va a cambiar a partir de ahora, y mi rutina ya no será la misma
que en estos últimos meses. Cuando se publique esta entrada programada (que escribí
ayer), estaré empezando mis prácticas del ciclo de patronaje, que durante dos
meses y medio aproximadamente realizaré en un pequeño taller de confección
La verdad es que estoy un poco asustada y nerviosa, no sé si me gustará,
si aguantaré estar ocho horas seguidas, si me agobiaré...
Yo espero que no, tengo esperanzas puestas en esto y realmente quiero aprender
y sacar muchas cosas positivas de esta experiencia. Al menos sé que no sólo haré
patrones (no me gusta dedicarme sólo al patronaje, me gusta como herramienta
para hacer algo más) sino que veré todo el proceso de creación de una prenda,
y que probablemente tenga que coser botones, cortar tela, hacer forros...
Y yo encantada, porque así estoy ocupada y aprendo un poco de todo!


En fin... una parte de mí tiene miedo a esos cambios, pero otra parte
está deseando darle la bienvenida a esta nueva vida...


Así que... ¡¡ALLÁ VAMOS!!

Image Hosted by ImageShack.us


Llevaba:

Cazadora de cuero: Stradivarius
Camiseta Bowie: El Beasto (Coruña)
Falda: DIY (era un vestido de Blanco)
Sandalias: Blanco
Bolso: vintage
Gafas: vintage


P.D. Espero tener tiempo mañana por la tarde (si no llego muerta de las
prácticas xDD) para pasarme por los blogs y responder comentarios...
Y bueno, a ver si ahora con esta nueva vida puedo seguir dedicándole tiempo al blog y
que no se vea muy afectado, aunque no sé si podré seguir con el mismo ritmo de macropost
Tengo uno en "nevera" reservado, que publicaré esta semana, pero los siguientes ya no sé cómo serán xDD

En fin, ¡malo será!